Our Impact Hero

Hasta que haya SUFICIENTE para todos los niños y niñas

SUFICIENTE. ¿Qué dices tú?

El hambre y la malnutrición infantil son injustas y una afrenta al deseo de Dios, y a nuestro deseo, de vida en plenitud para todos los niños.

Podemos revertirlo.

Tenemos objetivos audaces al lanzar la campaña SUFICIENTE. Para empezar, World Vision se compromete a aportar 3,400 millones de dólares en los próximos tres años para acabar con el hambre y la malnutrición infantil. Estamos decididos a que se produzcan cambios presupuestarios y políticos. Lo que es más importante, queremos ver a los niños, estén donde estén, protegidos, apoyados y alimentados. Las voces de la infancia tienen que ser escuchadas.

Sólo unidos, con suficientes personas como tú, podemos garantizar que todos los niños tengan SUFICIENTE alimento nutritivo para su desarrollo.

Niños y niñas visibles y escuchados en las políticas contra el hambre

Más niños y niñas disfrutan de una mejor seguridad alimentaria, nutrición y resiliencia

Cómo mediremos el avance

000000100
Total Advocacy Actions

Qué estamos pidiendo

Nuestra política pide

food in emergency
SUFICIENTE alimento para los niños en crisis
School meals that change the world
Comidas escolares que cambian el mundo
Children must be listened to
Los niños tienen que ser escuchados
Children must be counted
Los niños tienen que ser tenidos en cuenta
Quality nutrition policies and services
Políticas y servicios de nutrición de calidad
Regulation of food marketed to children
Regulación de alimentos comercializados para niños
Our Vision

Un mundo en el que todos los niños disfruten de alimentos nutritivos para que su desarrollo

Nuestra visión es la de un mundo mejor para todos los niños, un mundo con:

Mayor visibilidad y comprensión de la magnitud, dinámica y aspectos específicos del hambre y nutrición infantil en todos los niveles.

Mayor cooperación internacional y financiación en torno a la acción contra el hambre y la nutrición.

Más niños con alimentos nutritivos de origen ético, sostenible y lo más local posible.

Más niñas adolescentes que permanecen en la escuela con menor riesgo de matrimonio temprano o embarazo adolescente.

Niños y familias que consumen alimentos más nutritivos gracias al cambio social y de comportamiento, la alfabetización nutricional y la mejora de la normativa de la industria.